DEPORTES

Verstappen se queda sin tiempo

El holandés, que esta semana ha cumplido 23 años, necesita ganar el Mundial de F1 esta temporada si quiere convertirse en el campeón más joven de la historia.

Semana de celebración para Max Verstappen. El joven piloto holandés ha soplado en su residencia de Mónaco las velas por su vigesimotercer cumpleaños antes de hacer la maleta y poner rumbo a Nürburgring, circuito que regresa siete años después al calendario del ‘Gran Circo’ para albergar el GP de Eifel 2020.

Una festividad que podría pasar inadvertida si no fuera porque desde este jueves Verstappen es consciente que debe pasar al ataque en las siete carreras que restan para finalizar la temporada si quiere convertirse en el campeón del mundo más joven de la historia del Mundial de Fórmula 1, récord que ostenta desde hace una década Sebastian Vettel con 23 años, cuatro meses y 11 días.

Una ardua misión, remontar 77 puntos a Lewis Hamilton, si tomamos como referencia el rendimiento que ha exhibido hasta la fecha el RB16 en comparación con el W11. Sólo dos sanciones en los grandes premios de Austria e Italia han bajado al campeón del podio, mientras que Max acumula ya tres ceros en su casillero. Y encima desde Monza existe una fuerte rumorología que señala que Honda ha tenido que bajar las revoluciones del turbo para preservar la fiabilidad del propulsor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *